La procrastinación, o el arte de dejarlo todo para después

La procrastinación, o el arte de dejarlo todo para después

La procrastinación siempre nos hace dejar las cosas para después. Y, en muchos casos, la dejamos para algún día. ¡¿Quien sabe?! No importa. Tarde o temprano lo harás, y lo sabes. Así que por el momento no hay problemas. Puedes distraerte, o dormir, es más… ¿Sabes una cosa? Tienes muchos días de ventaja para hacerlo, tómate tu tiempo. Olvídate de eso por ahora — Así somos todos cuando nos invade la procrastinación.

Cuando uno escucha la palabra procrastinación, inmediatamente uno piensa en que es dejar algo para después. Y, es que, en efecto, la procrastinación es una postergación o imposición ante una tarea pendiente. Puede ser limpiar tu habitación, estudiar para el examen, llamar para cancelar la tarjeta, darle un aviso a alguien… en fin.

La Procrastinación es el arte de dejarlo todo para después.

Una persona que cede a la procrastinación, suele sufrir de estrés y ansiedad. Esto se debe a que si debe realizar una tarea con 10 días de ventaja, espera hasta el noveno día para empezarla. Esa sensación de hacer todo a la última ahora, nos agobia. Además, que todo eso se ve reflejado en el resultado final.

Si eres víctima de la procrastinación, este artículo es para ti. Descubrirás en él cómo evitar la procrastinación, y a vencer esa frase que reza: “Mañana lo hago”.

🔊 Tenemos un PODCAST sobre La Procrastinación.

¿Aplazar cosas importantes? ¿Hacer aseo para evadir tus trabajos? En este capítulo te explicamos como reconocerte en LA PROCASTINACIÓN como abordarla. Escúchanos mientras lees el artículo y haz clic en Follow. Gracias!!!

Hablemos de la Procrastinación

Hablemos de la Procrastinación

Si miramos las fuentes oficiales de lo que significa esa palabra nos encontramos con esto:

  • La Procrastinación es la postergación o posposición es la acción o hábito de retrasar actividades o situaciones que deben atenderse, sustituyéndolas por otras situaciones más irrelevantes o agradables por miedo o pereza a afrontarlas.

Dicho de otras maneras, dejar las cosas para después.

Ahora bien, ¿Alguien puede decir que no deja las cosas para después? Es probable que la persona más organizada y responsable del mundo, en algún momento deja algo para después. Como tal, eso no está mal. Existen cosas que realmente necesitan el momento oportuno. Cosas que ameritan ser postergadas, y no por ello hay procrastinación de por medio. Por ejemplo:

  • Organizar tus libros
  • Limpiar en cada rincón de la casa
  • Corregir unos exámenes
  • Diseñar o crear un proyecto

Evidentemente, existen cosas en la vida que requieren de un determinado momento. Algunas necesitan que estés solo, o que tengas todo el día libre. Incluso, que no haya ruido a tu alrededor. Si postergas una tarea de este tipo, no eres un procrastinador. Sólo estás esperando el momento oportuno para hacerlas.

¿Cuándo se vuelve un problema? Cuando le das demasiada larga por pereza, o por miedo a llevarlas a cabo. Desde que sucede algo así, es señal evidente que la procrastinación está en ti. Y, procrastinar tiene efectos negativos.

Te Recomendamos: La empleabilidad y su importancia en tu vida.

Espera, ¿la procrastinación hace daño?

¿la procrastinación hace daño?

Bastante, mucho más de lo que creen los procrastinadores. Y, es que en realidad sufres mucho cuando la llevas a cabo. Se trata de que tienes algo que hacer, y eres consciente de ello. Sabes que lo tienes que hacer, pero no lo haces. Entonces, también eres consciente que lo que estás haciendo está mal. Sabes que lo correcto es ir a hacerlo ahora mismo, sin embargo no lo haces. Y sufres por ello!!!!

Entonces, ¿Hace daño? Sí. Te haces daño emocional a ti mismo cuando practicas la procrastinación.

El profesor de Psicología Motivacional en la Universidad de Calbary Piers Steel dijo

  • “Es hacerse daño a uno mismo”.

Igualmente, la profesora Fuschia Sirois señaló:

  • “Las personas se enganchan en este círculo irracional de procrastinación crónica debido a una incapacidad para manejar estados de ánimo negativos en torno a una tarea”.

Así que ya sabes. La Procrastinación en realidad es perjudicial para nuestra salud mental. Nos hacemos daños, somos consciente de ello, y aún así continuamos. De alguna manera, es como si estuviésemos anclados a esa rueda de dolor.

Te Recomendamos: Profecía autocumplida, o cuando sucede lo que piensas.

Una cosa: ¿La gente en realidad procrastina mucho?

¿La gente en realidad procrastina mucho?

Podemos decir que sí. De hecho, recientes estudios nos hablan de una cifra que podemos considerar alarmante. Es más, de hecho nos muestra un cuadro no muy favorable.

  • El 20% de los adultos se han definido como procrastinadores crónicos.
  • El 50% de los estudiantes se han definido como procrastinadores crónicos.

La alta cifra de los estudiantes llama mucho la atención, tomando en cuenta el estrés de su proceso. Ser un estudiante, dejar todo para último, somete al estudiante a un enorme nivel del estrés.

¿Existe una sola forma procrastinar?

No, existen muchas formas de procrastinación.

Todas se manifiestan de distintas maneras, pero en fondo son lo mismo. Dejar las cosas para después, para otro día, o para quien sabe cuando. Lo que no quieres es hacerlo AHORA!!!!

Tipos de procrastinación

  • Por evasión: La procrastinación por evasión es un tipo de procrastinación que suele ser frecuente en las personas que tienen baja autoestima. Por ende, el individuo no quiere realizar la acción por miedo a ser juzgado por ello. Si por miedo al fracaso no haces algo, quizás debas prestarle atención a tu autoestima. Acude a terapia
  • Por activación: Cuando simplemente se posterga la tarea. Así, sin más. Se activó, y decidiste procrastinar.
  • Por indecisión: Cuando no estás seguro de como hacer algo. Necesitas hacer una tarea pero no sabes si empezar por arriba o por abajo. No importa lo que tengas que hacer, pero no te decides a empezar porque no sabes o no te decides. Tienes un lío en tu cabeza que no sabes por donde es que tienes que halar para desenredarlo. O, quizás… sí sabes pero no encuentras forma de hacerlo. En este punto sucede mucho lo que se conoce como “Bloqueo Creativo”. Lo cual es bien conocido por todos los artistas.

Te Recomendamos: Placer Culpable, ¿sentimos culpa si no da placer hacer algo?

Consejos para evitar para procrastinación

Consejos para evitar para procrastinación

Prémiate

Esto es, date una recompensa por el trabajo realizado.

Digamos que necesitas salir a hacer ejercicio. Sin embargo, la procrastinación te vence y no vas. Entonces, juega un poco con la psicología. Esto es: ENGAÑAR AL CEREBRO.

En vez de decir: “No tengo ganas de hacer ejercicio”. Di: “Cuando me ejercité me compraré una barra de chocolate”.

Probablemente la barra de chocolate no esté recomendada con una dieta si buscas bajar de peso. Sin embargo, esto no significa que no puedas darte ese premio. Ante cada esfuerzo realizado, date un premio. El cerebro entenderá que debe realizar X, Y, o tal acción para comerse el chocolate. Y así, sacará los ánimos para hacer la tarea pendiente.

Conócete

Si sabes que después de una ducha y una taza de té te entran ganas de dormir. Entonces, primero haz lo que tengas pendiente. Si cuando llegas a tu casa sólo quieres ver la cama, y dormir hasta el otro día, entonces haz la diligencia antes de llegar a casa. Y, es que no a todos nos gusta salir una vez regresamos al hogar.

Es recomendable que identifiques los hábitos de tu día a día que te mueven a procrastinar.

Gestiona tu tiempo

En vez de realizar una tarea compleja, realiza varias tareas sencillas, cuyo resultado final sea la tarea compleja. Te pondré un ejemplo muy personal: “Escribir estos artículos”.

¿Crees que uno simplemente se sienta a escribir? No. Generalmente sé la cantidad de artículos, y la extensión de los mismos. Lo que me funciona es hacer dos o tres artículos por día, dependiendo del volumen. ¿Qué se logra con eso? Sencillo, no cargarme de trabajo. Así siempre estoy relajado, desestresado, y este oficio no presenta esa carga pesada que encierra la palabra “trabajo”.

Si dejas todo para el final por la procrastinación, llegarás un momento en el cual tendrás que hacer tu tarea sí o sí. Sin embargo ahora la tendrás acumulada y deberás acabarla de golpe. Mejor, haz las cosas poco a poco. Un paso a la vez. Un poco hoy, otro poco mañana, y paso a paso, conseguirás tu meta.

Algo que puede funcionar es tener una agenda o una pizarra donde anotes tu progreso diario. Si necesitas entregar 5 reportes en tu trabajo, empieza uno a uno, y escribe los pasos que darás para acabarlo en X cantidad de días.

Existen casos donde la procrastinación se vuelve patológica. Lastimosamente, eso hace que el individuo sea incapaz de completar una tarea. En muchos casos, terminan convirtiéndose en personas en las cuales los demás no confían para llevar a cabo alguna acción. Eso, hace mucho daño a tu vida social y/o laboral.

Si eres procrastinador/a y entiendes que necesitas ayuda, comunícate con nosotros. Somos Mindy, terapia online a bajo costo. Nuestro equipo de psicólogos podrá tratar tu caso, y ayudarte tener más productividad.

Agenda una cita con nosotros.

Descansa

Si empiezas una tarea con el objetivo de no detenerte hasta que la acabes, es probable que te agotes, y te venza la fatiga. Eso le dará aún más fuerza a la procrastinación.

En vez de eso, empieza a hacer la tarea y descansa cada 45 minutos. En ese momento puedes poner una canción que te gusta, ir a la cocina, tomarte alguna gaseosa, o llamar a algún amigo. O, simplemente no hacer nada (mi favorita).

La idea es que descanses. No te atiborres de trabajo. Una sesión de trabajo debe venir acompañada de varias sesiones de descanso.

De esa forma el trabajo será más productivo, y tu salud mental estará más estable.

No seas duro contigo mismo/a

Si eres muy estricto, e inflexible contigo mismo, te agotarás mentalmente.

No hay nada malo en cansarse y decir no puedo más. En decir que ya está bueno por hoy, o simplemente en pausar el trabajo para despejarte un poco y luego retomarlo. No eres una máquina, sino un ser humano lleno de emociones, y que puede agobiarse. Así que permítete descansar, o no ir al ritmo de los demás.

Tú eres tú, y los demás son los demás. Tienes tu propio ritmo. Lo importante es que sigas adelante, la vida no es una carrera. Trabaja, poco a poco, pero sigue haciendo tu tarea.

Fíjate plazos

No trabajes para cuando se pueda, o para cuando las cosas estén listas. Acuérdate que esto se trata de pequeños esfuerzos diarios, que te llevarán a un enorme resultado final.

Si en una semana lo puedes hacer, fíjate ese plazo, y cúmplelo. Ah!!!! Recuerda que debes premiarte al final.

No seas perfeccionista

Permítete cometer errores, eres humano. Claro, tampoco los cometas a propósito. Pero si terminaste la tarea, y ahora debes mostrarla, hazlo. Si hay algún error, te lo harán saber y lo podrás corregir. No te culpes.

Gracias

Por haber leído hasta aquí.

¿Qué haces tú para evitar la procrastinación? ¿Tienes algún truco o consejo que quieras compartir con nosotros? Déjanos saber en la caja de comentarios. Estaríamos encantados de leerte.

Recuerda compartir este artículo con tu amigo/a que tiene problemas con la procrastinación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comparte este post!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on whatsapp

Contenido relacionado:

Últimas publicaciones de nuestro Blog

Si te sientes abrumado/a por la pandemia, te podemos ayudar. Agenda tu primera sesión a mitad de precio hoy mismo.